6

El sombrero: aliado para la protección solar

El sombrero sombrilla

Tarde de domingo en la isla de Grande Jatte, 1884-6, de Georges Seurat, tomado de Het Grote Kunst Boek, WBooks, 2012. Esta isla se encuentra en el río Sena, París.

Me quito el sombrero [1] ante los que lo usan (o lo usamos) de ala ancha en los días soleados o lo que puede ser lo mismo, lo usamos como sombrilla. En el famoso cuadro de Seurat se aprecia claramente el uso del sombrero como sombrilla y la sombrilla. Seurat pasó seis meses enteros visitando este bucólico lugar haciendo bosquejos para su cuadro. La niña tiene un sombrero de ala ancha -sombrero pava en Colombia- perfecto con un atuendo blanco de seda de manga sisa pero preferiblemente hubiera sido -al menos para mi- si la mamá o el pintor le hubieran puesto uno de manga corta o larga. Aún sería más refrescante que el tournure o polisón  de las damas ilustradas de la época. Esta indumentaria consistía en un armazón que dejaba plano el vientre pero prominente por detrás. Por suerte pasó de moda en 1890. Aquí encontrarás mas información sobre el polisón: http://historiadeltraje.blogspot.de/2011/02/el-segundo-polison-1884-1890.html.

(Recuerden que acepto, sin reproches, alguna foto de algún paisaje así de idílico en verano reflejando sensatez ante el sol en nuestro siglo 21)

El sombrero es absolutamente necesario pero no suficiente si lo que queremos es protegernos de sol y de los posibles perjuicios que puede acarrear el abuso de él. No es suficiente, porque no remplaza el uso de la crema de protección solar. Se habla entonces de protección compuesta o combinada. El diseño, el material y el color del sombrero son aspectos determinantes para que cumpla su función de protegernos de sol. Por tanto, el sombrero como sombrilla debe de estar acompañado de una buena embadurnada con protección solar para que sea más efectiva nuestra protección solar. Este artículo tratará de nuestro amigo el sombrero y su función complementaria a la hora de tomar el sol con cordura.

He aquí algunas definiciones según el  Diccionario de la Lengua Espanola:

Sombrero:

  1. Prenda para cubrir la cabeza, que consta de copa y ala.
  2. Prenda de adorno usada por las mujeres para cubrirse la cabeza.

Gorra: Prenda para cubrir la cabeza, especialmente la de tela, piel o punto con visera.

Cachucha: Especie de gorra.

El sombrero como su nombre lo indica viene de sombra,  y –ero, o sea utensilio para la sombra.

La segunda acepción de sombrero, es un tanto sexista, o sea, que sola la mujer utiliza un sombrero de decoración. Eso podría explicar la mayor incidencia de cáncer de piel en hombres que en mujeres. [2]

Hace más de 1500 años, en la iconografía maya “viaje” generalmente a larga distancia sea cual fuere su objetivo se representaba con un sombrero de ala amplia y bastones para caminar. Dicho sombrero probablemente se asociaba con el hecho de viajar protegiéndose del sol y disipándose el calor de la coronilla.

http://research.mayavase.com/uploads/mayavase/hires/5534.jpg  [3]

IMG_6896

Dibujo basado en el archivo Kerr No. K5534 mostrando individuos mayas llevando puestos sendos sombreros de ala ancha posiblemente en un viaje de misión diplomática a larga distancia.[3]

El pasado 23 de febrero de 2017, un compañía china lanzó una patente de una gorra con visera ajustable automáticamente a través de un sensor que detecta la position del sol y la cara del usuario en tiempo real. Ellos aseguran que en su gorra no solo se puede ajustar la longitud de la visera sino que también aporta un buen ángulo de visión para el usuario.[4] Es sorprendente la cantidad de patentes que te encuentra al respecto: sombrero o gorro que mantiene el peinado intacto, con parlantes, con banda remplazable del visor, y la lista es larga.

Está sobrentendido que un sombrero o gorra puede proporcionar buena protección solar siempre y cuando esté bien diseñado, aunque no necesita ser controlado automáticamente para cumplir sus beneficios. El tipo de material o textil, el tipo de tejido (preferiblemente sin encaje y estrecho), y el color, son también claves importantes a la hora de elegir nuestro sombrero o gorra apropiado.

Para protectores solares, se define el factor de protección solar (FPS) y para textiles, el factor de protección ultravioleta (FPU). En breve, el factor de protección solar es una medida de la cantidad de tiempo que te protege la crema de protección solar antes de ponerte rojo como una brasa. Si te pones rojo como un tomate a los 10 minutos sin protector solar, usando protector solar con FPS de 30 aguantarías 30 x10 minutos, 5 horas sin que te quemes por el sol. Eso es sólo una aproximación a gran rasgo, porque la verdadera protección solar depende de la cantidad de protección solar usada, de lo soluble que sea tu crema en agua, etc. Retomaré este tema más adelante.

El factor de protección ultravioleta en textiles es similar a la de los filtros solares. Para el mismo tipo de textil, los colores oscuros tienen mayor FPU, es decir absorben los rayos ultravioleta más fuertemente que los colores claros.[5] Próximamente hablaré de los textiles o materiales  para la ropa y el factor de protección ultravioleta.

El sombrero no solo debe proteger la cabeza, sino la cara, orejas, cuello -e incluso el escote-. Para que proteja la coronilla, un buen tipo de textil con alto FPU es suficiente (e importante para aquellos con calvicie) pero para que proteja las demás partes de la cabeza, cara y cuello, es imprescindible un buen diseño. Sombreros sin ala o ala muy corta (menos de 2.5 cm), ofrecen una protección casi despreciable en las zonas diferentes a la cabeza o la frente. Las cachuchas de béisbol ofrecen buena protección pero solo en la frente y la nariz. Creo que los beisbolistas o en general los deportistas al aire libre deberían aprender de los mayas, quienes utilizaban sombreros larga ala para jugar a la pelota, y para diferenciarse de los jugadores anfitriones.[3] http://research.mayavase.com/kerrmaya_hires.php?vase=5103

 

IMG_6899

Jugador de pelota huésped representado por el uso del sombrero de ala ancha [3]

Para que un sombrero proteja razonablemente del sol en la zona alrededor de la nariz y los cachetes debe tener un ala de al menos 7,5 cm de ancha.[6]

Un grupo australiano evaluó la capacidad de protección solar de diferentes tipos de sombrero o gorras como de tipo campana o safari, de béisbol, de legionario -tipo de béisbol pero con textil que protege el cuello-, usando sensores ultravioletas en la piel de algunos maniquís expuestos al sol. Se concluyó entonces que los sombreros de ala ancha, las gorras tipo campana, y las gorras tipo legionario,- son la más apropiada para proporcionar protección y sombra pero esta protección no alcanza hasta la barbilla.

Para los sombreros o las gorras, se definen los factores de protección (FP) con base en la sombra que reflejan en la frente, mejillas, nariz, orejas, barbilla, y cuello. Estos factores de protección raramente son altos, como máximo de 15 en la escala de factor de protección solar de las cremas. Generalmente, los FP están entre 2 y 4. El sombrero de ala ancha (tipo maya) protege la frente con un FP de más de 15 pero falla al proteger las mejillas, la barbilla y el cuello con FPs menores que 3. 5

Lo que quiero explicar aquí es que los sombreros ayudan y son necesarios para protegerte del sol pero no son suficientes.

Si normalmente tienes una quemadura por el sol a los 10 min, usando un sombrero tipo safari (sin voltearlo en las orejas) podrás estar como máximo cuarenta minutos sin quemarte la coronilla pero ciertamente ya te habrás quemado las mejillas, barbilla y nuca.

Entre más formas de protección solar usas, mejor será el beneficio para la piel y para la salud. Evitaras arrugas prematuras y células cancerígenas indeseables. Usa, pues, crema de protección solar de alto FPS, sombrero o sombrilla, camisa de manga larga, pantalones holgados, gafas de sol, evita el sol de 10:00 AM a 4:00PM y busca siempre la sombrita. [7] [8] [9]

En días soleados, ¡no te quites el sombrero ni para dar un sombrerazo! y ¡pónselo a tus hijos!

IMG_6902


[1] Quitarse el sombrero: para expresar admiración por algo o alguien

[2] Dobbinson, S y Slevin, T,  Cap. 13:What we are doing about sun protection: are we making progress? en Sun, Skin and Health, Melbourne, CSIRO Publishing, Slevin, Terry Editor, 2014, pág. 243

[3] Stone, A J, spiritual journeys, secular guises: rock art and elite pilgrimage at Naj Tunich Cave, Mexicon, XXXVI (2): 49-64, 2014

[4] Wang, L y otros. Hat and Hat Brim Length Adjusting Method, United States Patent Application 20170049175, 02/23/2017.

[5] Gies, P, McLennan, A., Javorniczky, J., Cap. 4: UV protection by clothing, hats and umbrellas en Sun, Skin and Health, Melbourne, CSIRO Publishing, Slevin, Terry Editor, 2014, págs. 67 y 69.

[6] Diffey, B, y Cheeseman, J.,  Sun protection with hats. British Journal of Dermatology, 127(1): 10-12, 1992.

[7] Stockfleth E, Ulrich, C., Skin Cancer after Organ Transplantation, Springer Science & Business Media, 2009, 497 págs.

[8] Stockfleth,E, Ted Rosen, Steven Schumaak, Managing Skin Cancer, Springer Science & Business Media, 2010, 226 págs.

[9] Colditz G A, Stein CJ, Handbook of Cancer Risk Assessment and Prevention, Jones & Bartlett Learning, 2004, 343 págs.

0

Butyl methoxy dibenzoylmethane/avobenzona: acicalándose con el malhechor

A veces, usas productos cosméticos para acicalarte sin darte cuenta de que además del agente activo, como el color en los labiales, te estás protegiendo del sol. Le han adicionado, pues, un protector solar que por lo general es el nominado  químico y desafortunamente es un malhechor. Brevemente, un protector solar químico como el octocrileno (mira mi artículo El octocrileno y sus compinches) o butyl methoxy dibenzoylmethane (avobenzona), al cual está dedicado esta divulgación, se absorbe en la piel y se transforma en otro compuesto en la  piel misma por medio de los rayos solares. Un protector solar físico, de ahí su nombre, se adhiere a la piel y no deja pasar los rayos solares sino que por el contrario los refleja, como los óxidos de titanio y los óxidos de cinc. Sigue leyendo

2

Escándalo del vitiligo: excediéndose en esclarecimiento… de la piel

Quería escribir un artículo sobre el vitiligo o vitíligo, enfermedad genética que en combinación con otros desencadenantes se manifiesta por la aparición de parches blancos en la piel, empero me topé con un escándalo de la prestigiosa firma cosmética nipona, Kanebo, que en Europa se conoce como Sensai. Kanebo es la productora de cremas blanqueadoras (o cremas luminiscentes,  quizás suena mejor) que generaron o generan unos parches blanquecinos en la piel parecidos a los de la enfermedad del vitiligo. Es por esto que me adelanto a publicarla en español porque considero que esta tragedia no debe pasar más de un minuto desapercibida. Sigue leyendo

3

Hablando de mis peripecias…

La doctora Liliana fue invitada por el departamento de Ingeniría Química de la Universidad de Antioquia (Colombia) a impartir una conferencia, no virtual, el día 9 de agosto de 2016 para todos los estudiantes de su departamento, y en particular, para los del curso de introducción a la ingeniería química.

La conferencia se prolongó hasta las 3 horas y se dividió en tres partes, así:

Presentación de las diapositivas: el tema ‘Nanostructured colloids for pharmaceutical and cosmetic sciences’ se desarrolló en español a sabiendas de que estaba en inglés.

Resolviendo dudas: cuestiones relacionadas con mi trabajo investigativo desarrollado en Europa y mi proyecto en cosmética natural.

Plenario experiencia: preguntas más informales y elongadas en el marco de aspectos tales como ingeniaría química, cósmetica natural, Europa, Colombia, e incluso Mujer.

A los que asistieron, les tengo que dilucidar que disfruté desmesuradamente hablando con holgura de mi trayecto en Europa desde mi graduación de nuestra querida Alma Máter. Entre otras, referí mis peripecias con las más de cuatro becas y/o contratos que me fueron otorgados en diferentes países en Europa para realizar mi trabajo investigativo hasta mi actual proyecto emprendedor en cosmética natural.

Si deseas, echále un vistazo a la sobredicha conferencia, contáctame. 

¡Muchas gracias por tu asistencia y tus estratégicas preguntas!

¡Pasa la ola!

Consigna aquí tu comentario

 

 

 

0

Hipopótamo: experto en protección solar

La palabra hipopótamo viene del griego híppos, caballo, y potamós, río. En algunos idiomas como alemán o holandés significa literalmente caballo del Nilo. Aunque ya se extinguió del Nilo, los egipcios los adoraban como la Diosa Tueres o Tauret, diosa de  la fertilidad.

IMG_3819ps

La Diosa Tauret en forma de amuleto. Tomado de Osiris Kreuz Halbmond, die drei Religionen Ägyptens, Emma Brunner-Traut y otros, Ed. Philipp von Zabern, 1 edicion, 1984, alemán.

Sigue leyendo

0

Mercurio: blanqueador tenebroso

En África, América y Asia, predominante, se ha venido observando la tendencia a aclararse la piel por la población, en su mayoría femenina. Los motivos son muy diversos pero los medios para obtenerlo son bastante macabros. Uno de ellos es la utilización de cremas blanquedoras que contienen mercurio incluso sabiendo el riesgo asociado con su uso.

En un reciente libro la dra. Tate [1] (2016), muestra la ambigüedad que existe entre las ideas nacionalistas negras y el deseo de aclararse la piel a cualquier costa de mucha parte de la población. Es un fenómeno que es aprovechado muy bien por la industria cosmética que invierte exageradas cantidades solo en la publicidad de cremas aclaradoras o blanqueadoras en muchas partes del mundo. Ella retoma  el concepto de la pigmentocracia, abuso de poder y estratificación basado solamente en el color de la piel, y que da supremacía a los tonos más claros. Es impresionante como ideas que provienen de tanto tiempo atrás, estén tomando auge en estos momentos. Mira el artículo tragicomedia: pantomima geisha con piel de porcelana

Sigue leyendo